domingo, 21 de septiembre de 2008

El otoño

El otoño es un andante melancólico y gracioso que prepara admirablemente el solemne adagio del invierno.


Otoño de hojas caídas, de parques de caminos interminables, otoño melancólico, de luz mínima, de eternas parejas al contraluz. Otoño de tópicos, de castañas y nueces, de canciones tristes. Otoño de tímidos fríos, de lana en la piel. El otoño que cada año viene y viene con su eterno retorno, con sus tardes cortas, con su rutina, con su mirada perdida. Como las aves migratorias, cada año es lo mismo: el otoño reflexivo. Con recuerdo, buscas en tu mente viejas glorias, momentos que se quedaron entre las páginas de los álbumes de fotos o incluso respiras aliviado porque algo no se volvió a repetir. Vemos pasar, temerosos, las estaciones sin darnos cuenta que en ellas está la vida, que los niños tienen que crecer, que el otoño no es más que una estación de paso y que aún debemos esperar el destino.
El otoño siempre debería existir antes de un invierno. Nos hace pararnos y reflexionar en lo venidero, en que lo más duro está por venir. La sabia natura ha sabido hacerlo muy bien, las sorpresas desagradables lo son menos si estamos preparados. Pero los divinos humanos no siempre imitamos a la naturaleza y esto no siempre es así. Tenemos inviernos, todos los días, sin previo aviso, con lluvias o con sol. Esto es lo que debería preocupar, esto es justo lo que nos debe entristecer, no cuando aún no ha llegado, sino cuando ya está aquí. Si hay algo que el otoño me ha hecho aprender es que tanto los lamentos como las alegrías deben estar en su sitio, nunca antes. Mañana, día 22 de septiembre, a las 17:44 llega el otoño en el hemisferio norte. Una hora idónea para tomarse un buen café, sentarse y pensar.


29 comentarios:

senses or nonsenses dijo...

estoy encantado con que hoy definitivamente llegue el otoño.
aunque ya no hay estaciones, hay buen o mal tiempo, tb yo añoro el otoño que precedía al frío invierno.

un abrazo.

pe-jota dijo...

Adoro el otoño, es mi estación, no solo por el hecho de haber nacido en ella y así representar el seguir estando aquí, sino también por su invitación a la introspección y a la búsqueda en nuestro interiores de verdades permanentes.

pon dijo...

Sentarse, tomarse un café o un té, mirar caer las hojas y ni siquiera pensar. Solo sentir los colores nuevos.

Muy hermoso el post, Capri, y tierno.

Peggy dijo...

Con el otoño empieza la introspección ...

JLO dijo...

que melancolico post...

y con ese tema final mas aun todavia...

salu2

Merche Pallarés dijo...

Bellísima descripción del otoño querido Capri, aunque tu frase final a Moby (igual tiene que ver con el video que no he visto por falta de tiempo) me ha dejado un regusto muy triste... Besotes, M.

Capri c'est fini dijo...

*Senses, pues todos encantados, yo mismo también, me gustan los días cambiantes. Saludos.

*Pe-jota, siempre uno tiende a gustarle la estación o el mes en que nació. Nunca hay que dejar la introspección, pero está claro que el otoño es una magnífica estación para hacerlo. Saludos.

*Pon, gracias, eres muy amable. El otoño tiene unos colores especiales. Son como la apuesta de la naturaleza para que no nos deprimamos del todo. Besos.

*Peggy, no debería ser así, pero después del verano, que es todo al exterior está bien que se imponga el otoño. Besos.

*Jlo, es lo que tocaba poner, no crees? la melancolía está bien siempre que inunde tu vida. Saludos.

*Merche, una canción triste para culminar el post... pero es muy bonita, así que te animo a que la veas cuando tengas tiempo. Besos.

Groucho dijo...

NO ME GUSTA EL OTOÑO, PARA MI ES EL FINAL DEL VERANO Y EL VERANO ES LIBERTAD, ES CALOR ,ES BIENESTAR, ES CALLE Y PLAZAS, ES LUZ, ES AMOR.
EL OTOÑO ES EL FIN DEL VERANO Y LA ANTESALA DEL INVIERNO.
SALUDOS VERANIEGOS............

atikus dijo...

Soy un bicho raro, disfruto con el otoño, me gusta...será porque desde pequeño fui mal estudiante y en otoño terminaba el agobio de estudiar durante el verano todo lo que no hacia durante el invierno. En Otoño siempre me lo tomaba todo con mucha calma, ademas el tiempo siempre me ha gustado, fresquito!!
En cuanto a amores siempre me fue bastante bien en esta época.

en fin que soy feliz, viva el otoño!!!

Luz de Gas dijo...

Todas las estaciones llegan en su momento y son esperadas y bien recibidas por mi, todas tienen su encanto y a todas las espero

Saludos

El Deme dijo...

Me gustan los días grises, la lluvia, la melancolía y la belleza de la tristeza.

Capri c'est fini dijo...

*Groucho, todo tiene su aquel... a mí me gusta mucho el verano, soy muy lagarto bajo el sol, pero el otoño también tiene su encanto. Cuestión de estaciones, si viviera en un sitio donde siempre fuera verano me agobiaría seguro. Saludos.

*Atikys, pues sí, definitivamente eres otoñal... es curioso que prefiramos una estación u otra según nos haya ido en ella. A mí tb me gusta el tiempo sin tanto calor. Un saludo.

*Luz de gas, es lo que venía a decir, cada cosa a su tiempo y cada estación lo mismo... ahora eso sí, el agosto de Sevilla no es precisamente el paraíso. Saludos.

*Deme, a mí también... es curioso que disfrutemos con estas situaciones en principio negativas... ¿tendremos algo de sádicos? Saludos.

Strawberry Roan dijo...

A mí el otoño me recompone, me dulcifica, me limpia de maldades...
El otoño es para mí la mejor estación, sin lugar a dudas.
En invierno hace frío.
En verano hace calor.
En primavera se sufren las alergias, además de que es la estación en que más suicidios hay.
En otoño sólo caen las hojas secas amablemente sobre el suelo.
Un abrazo

Merche Pallarés dijo...

Lo he visto y sí canción muy triste... Besotes, M.

Capri c'est fini dijo...

*Strawberry, es una manera interesante de verlo, aunque tampoco me gustaría vivir en un sitio en eterno otoño, hasta la melancolía merece un verano de vez en cuando. Un abrazo.

*Mercedes, me alegro que te gustara. Es un canción triste pero con una música preciosa. Besos.

CRISTINA dijo...

Tiene un "algo" el otoño, sí. Mucho mejor que la primavera, insoportable para mi gusto.
Lástima que normalmente las vacaciones hayan sido en verano y los cafés y los paseos y las fotografías tan bonitas como las de tu post hayan de combinarse con ir a trabajar...ohhhh...

Besos.

Justo dijo...

Quizá el otoño no sea una estación de paso, lo mismo es una estación termini, como la de Roma.

Es que en nuestra obsesión por llegar se nos olvida a veces que lo importante es el camino... y el camino del otoño es bello, qué duda cabe.

Espero que sea muy bueno este otoño, para ti.

Justo dijo...

¡Ah, la canción me encanta! Y el vídeo, que no conocía.

Y transmite muy bien lo que tú quieres transmitir.

Adriàn Mariscal dijo...

Es justo y necesario que llegue el otoño. En lo personal esta estaciòn es mi favorita, me inspira y me invita a divagar.

Lula Fortune dijo...

Pues a mí es la estación que más me cuesta. La que más me aleja del verano que adoro, la que me hurta definitivamente la piel y el sabor a mar. No me gustan las medias tintas, quizás por eso siento que el invierno no me engaña. Es como un viejo cascarrabias que me recluye en la madriguera. Intento conservar el verano en el alma, pero se me hace difícil al principio.
Besos suaves como hojas caídas.

RFP dijo...

Afortunados los que teneis otoño e invierno. Desde que me vine de la península a la supuesta primavera eterna de Canarias ni recuerdo lo que era eso, y lo peor es que me encantaba. Sigo pasando calor y me temo que será así hasta noviembre... con lo que me gusta ver caer las hojas...

dvd dijo...

¿Cómo era...? Oooootoño, un retoño... ¿Quién coño cantaba eso?

Capri c'est fini dijo...

*Cristina, lástima que todo tenga que combinarse con el trabajo. Es una maldición divina. Es verdad que la luz del otoño da buenas fotos. Estas que son el objeto principal de nuestra melancolía. Muchos besos.

*Justo, estación termini, jejeje, la vida sólo tiene un termini y espero que sea lo más lejano posible. Lo importante, como bien dices, es el camino, aunque a algunos les toca cada empedrado... El video es muy chulo, no es el oficial de Moby, sino uno que hizo un usuario de youtube, pero las imágenes son preciosas y muy otoñales. Un abrazo.

*Adrián, que aunque no queramos el otoño llega irremediablemente. Por eso debemos aprovecharlo para reflexionar y no para que se nos quede la vista perdida ante la caída de las hojas. Feliz otoño. Saludos.

*Lula, no eres la única, el otoño cuesta porque conlleva muchas cosas anejas, como la vuelta al cole/trabajo, los días más cortos, las lluvias... pero hay que luchar por hacer un rincón al verano en nuestra alma y tomarnos la vida con espíritu veraniego. Disfruta del otoño. Besos.

*RFP, bienvenido a Capri. Las Canarias pueden aburrir por el clima, pero cuantos europeos darían media vida por vivir en la eterna primavera... Pero nada es eterno si sientes dentro que hay cambios... no se debe dejar uno arrullar por el calor de noviembre. Disfruta de las afortunadas y vuelve cuando quieras.

*DVD, anda, eso sí que es del baúl de los recuerdos... puede ser premio especial del jurado a canciones con rima fácil: primavera, la espera, verano, la mano, invierno, un infierno y otoño un retoño...

nomolamos dijo...

Me encanta el otoño, nuevos colores, nuevos olores, y distintos sonidos.... sentarte en un bosque y estar en silencio, es una sensacion de paz increible,... tanto como el sonar de las olas, que es mi preferido...
El otoño invita a una nostalgia romantica no se porque, será porque el inviernos es frio y largo, jejjeje....
me encanta el post, supertierno,
un superbeso,

Capri c'est fini dijo...

*Nomolamos, gracias por tus palabras. El otoño es una época mágica del año, sobre todo si tienes naturaleza a tu alrededor. Disfruta de la estación, pero sin que te invada la tristeza, eh? Besos.

Anónimo dijo...

¿Otoño?. Desaparecen las hojas, desaparece el calor, desaparecen las terracitas, desaparecen los colores de mi clase (o lo roban los niños), desaparecen los amigos... y no se donde buscar. No contestan a los mensajes, no contestan a las llamadas, y vuelvo a intentarlo en los lugares más recónditos, donde se que suelen estar, donde esconden su tristeza, su apatía, su... no se.
¿Otoño? Es cuando mi juventud también desaparece, cuando cumplo años, cuando me invade cierta nostalgia por los años pasados y cierto miedo por un futuro no determinado.
¿Otoño? Me gustan los abrigos, las botas altas de montar (mi madre no deja que me las compre), los gorros por la mañana, las largas bufandas, los bolsos grandes (en verano se llevan pequeños).
¿Otoño? Me gusta el Otoño.
Espero encontrar a los desaparecidos.
Besos.

Capri c'est fini dijo...

*Anónimo, sí, el otoño no es lo que nos dijeron... a veces se pasa mal, pero sigue buscando, que quien busca encuentra... Nada salió como debería haber salido. Un beso.

panterablanca dijo...

Me gusta el otoño, con sus lluvias y sus nieblas (aunque prefiero la niebla a la lluvia, que me pone demasiado triste). Me parece romántico. Con las hojas de los árboles que van cambiando de color, y sus caracoles, que me encanta comerlos, y sus setas... huummmm... y sus castañas calentitas y... ¡Me está dando hambre!
Besos selváticos.

Capri c'est fini dijo...

*Pantera, el otoño como concepto está muy bien. A mí me gusta la lluvia, pero reconozco que lo mejor que se puede hacer con ella es verla caer en una ventana. De las delicias gastronómicas del otoño.... hummmm mejor no hablar, que me ruge la tripa a un animal... Muchos besos.